Julián Gil y Marjorie de Sousa vuelven a destrozarse en los juzgados.

article-image-0